iTV, la televisión inteligente de Apple, llegaría en 2012 con modelos de 32 y 37 pulgadas

DigiTimes, fuente incansable de filtraciones directamente desde la cadena de distribución, vuelve una vez más a la carga con una noticia que interesará a muchos, y enervará a otros tantos. Desde hace unos meses se ha venido repitiendo un rumor continuo que apunta a un nuevo producto de Apple, que la masa se ha dado en llamar iTV. Este dispositivo sería la televisión inteligente del futuro según la casa de Cupertino, concentrando en un solo aparato todo lo que ha hecho famoso al pequeño Apple TV junto a una gran pantalla de televisión. Hasta ahora habíamos leído vagas referencias a este posible engendro, pero nuevamente se han revuelto las aguas para que emergan más detalles sobre su aparición. La web con tantos contactos en la cadena de suministros como aficionados caben en una Keynote de Apple, dice que sus fuentes aseguran que los proveedores están trabajando para que los componentes de iTV estén preparados antes de la primavera del próximo año, para ajustarse a los planes de Apple de lanzar las nuevas televisiones después de la primavera y antes de otoño.

Si antes los rumores apuntaban hasta tres versiones distintas de estos aparatos, entre 24 y 55 pulgadas, las últimas informaciones reducen esa cifra a dos modelos distintos, de 32 y 37 pulgadas con las características de Apple TV integradas, junto a un gran elenco de aplicaciones y funcionalidades para poder competir con las Smart TV establecidas ya en el mercado, provenientes de marcas tan diferentes y renombradas como Samsung, LG o Sony entre otras. Además de los informes de DigiTimes, acertados en la mayoría de ocasiones, otros indicios apuntan a que Apple trabaja realmente en esta televisión. Según indica el Wall Street Journal, la firma de Tim Cook ha hecho una inversión multimillonaria en una planta de Sharp que fabricaría los paneles para los dispositivos de nueva generación de Apple, como iPad y iPhone, y según los analistas, también para iTV.

El mercado de estas televisiones no es todo lo saludable que se pudiera esperar, y parece extraño que una marca de tanto éxito como Apple no tome en consideración que la mayoría de fabricantes de Smart TVs y televisiones LCD/LED de gama alta han tenido un año terrible, y sufren pérdidas en sus divisiones correspondientes a este negocio audiovisual. Las cosas no están tan claras de cara a un lanzamiento tan cercano, y del mismo modo que se preparan para la producción, podrían terminar aplazando el proyecto. O quizás es que Tim Cook y su séquito saben algo que el resto de mortales desconocemos.

Applecentrismo ¿útil?

Que Apple lanzará tarde o temprano una televisión conectada es indudable, pero estos rumores y supuestas filtraciones, al igual que ha pasado con iPhone 5, y sucede con iPad 3, llegan casi a rozar el esperpento, dando bombo y creando un hype extraordinario, ayudando de camino a la maquinaria de marketing de una empresa con años de experiencia en ese tipo de maniobra “publicitaria”. ¿Qué podría aportar una iTV al catálogo de televisiones inteligentes del mercado? Si lo que hemos visto con Apple TV puede servir de referencia, la cosa estará relativamente limitada a navegar por un “mercado” muy controlado sin opciones alternativas como las que vemos, a través de aplicaciones, en muchos paneles inteligentes, y no parece existir en estos momentos un motivo real más allá de la afinidad por la marca por el que un consumidor debiera esperar y optar por este dispositivo por encima de otro de los que ya se pueden adquirir. Siempre nos queda la opción del Jailbreak, pero parece injusto tener que modificar un dispositivo para obtener algo que quizás habría de incorporar de serie.

Apple TV pretendía ser el epítome de los “Set-top Boxes”, pero la realidad ha sido dura con la plataforma cerrada de Apple que ha quedado eclipsada por opciones con más potencial como Boxee, Roku, o en menor medida por distintos “genéricos” y sistemas propietarios como LG Smarty, capaz de otorgar a cualquier televisión de alta definición una nueva vida con una puerta abierta a internet y contenidos multimedia interactivos. La televisión “del futuro” de Apple deberá ser realmente distinta a todo lo mostrado hasta ahora, o abrirse al ilimitado potencial de internet para poder triunfar como plataforma independiente. Aunque claro, como ya he dicho en otras ocasiones, la capacidad de Apple para convertir cualquier cosa, por básica que sea en un éxito, podría hacer que vendiesen una pantalla LCD con un Apple TV pegado con cinta americana, y sorprendentemente sería un éxito comercial.

Fuente

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s